Entradas

La ecología integral que enmarca a la ecología humana

El Observatorio de Investigación del Centro Fuego Nuevo le realizó una entrevista al señor Alirio Cáceres Aguirre, sobre el tema de la “Ecología Humana”, una mirada desde los criterios de la Nueva Evangelización.

Alirio Cáceres Aguirre es un diácono permanente de la Arquidiócesis de Bogotá, casado, padre de tres hijos. Ingeniero Químico, especialista en Educación, Magister en Teología, su vocación específica es el diálogo entre Ecología y Teología. Fundó en 2002 el equipo de investigación “ECOTEOLOGIA” en la Pontificia Universidad Javeriana, donde laboró entre 1998 y 2014. Actualmente es el referente del programa de Ecología Integral del CELAM y CARITAS de América Latina y el Caribe, hace parte de la directiva del Movimiento Católico Mundial por el Clima (MCMC), coordina la MESETI (Mesa Ecoteológica Interreligiosa de Bogotá) y es el Animador Arquidiocesano para el cuidado de la Creación.

Pregunta No. 1: ¿Qué es la Ecología Humana desde la Laudado Sí’ y el enfoque del programa de Ecología Integral del CELAM y CARITAS de América Latina y el Caribe?

El Papa Francisco en la Encíclica Laudato si´ sobre el cuidado de la casa común, da un viraje a la noción que usualmente se maneja con el término “ecología”. Por lo general, la gente asocia ecología con lo “verde”, lo relaciona con la flora y la fauna sin incluir al ser humano y mucho menos a Dios. En la encíclica, el Papa propone una ecología “integral” que implica considerar las dimensiones de una ecología ambiental, económica, social, cultural y de la vida cotidiana (capítulo 4), con dos principios éticos (el bien común y la justicia intergeneracional) y una espiritualidad que corresponde a la vivencia de Dios de San Francisco de Asís, a quien considera un excelente ejemplo del “cuidado de lo que es débil y de una ecología integral, vivida con alegría y autenticidad.” (LS 10)

En este orden de ideas, la Ecología Humana debe comprenderse dentro de la Ecología Integral, dado que todo está conectado (LS 91, 138, 240), todo está relacionado (LS 70,120,142), los seres humanos no vivimos aislados, hacemos parte de la familia de Dios, somos creación suya y tenemos una inmensa responsabilidad para convertir esta casa común en un hogar común. La misión es que todo lo creado camine cantando ¡Laudato si´! alabando a su Creador. De ahí que en los capítulos finales de la encíclica se insista mucho más en la expresión “Ecología Humana” pues a través del diálogo y el ejercicio de la política (capitulo 5) y de la educación ecológica logremos una conversión integral y radical para vivir una espiritualidad que sea el reflejo de una cultura del cuidado que sustituya la cultura del descarte y de la muerte prematura.

Este es un giro muy profundo que caracteriza el planteamiento epistemológico de la encíclica, pues supera un antropocentrismo desviado, despótico e irresponsable. “El fin último de las demás criaturas no somos nosotros. Pero todas avanzan, junto con nosotros y a través de nosotros, hacia el término común, que es Dios, en una plenitud trascendente donde Cristo resucitado abraza e ilumina todo. Porque el ser humano, dotado de inteligencia y de amor, y atraído por la plenitud de Cristo, está llamado a reconducir todas las criaturas a su Creador” (LS 83) Incluso el Papa afirma que “Dios nos ha unido tan estrechamente al mundo que nos rodea, que la desertificación del suelo es como una enfermedad para cada uno, y podemos lamentar la extinción de una especie como si fuera una mutilación” (LS 89). Por eso es fundamental tener en cuenta que “No habrá una nueva relación con la naturaleza sin un nuevo ser humano. No hay ecología sin una adecuada antropología” (LS 118) …”no podemos pretender sanar nuestra relación con la naturaleza y el ambiente sin sanar todas las relaciones básicas del ser humano” (LS 119). No se puede proponer una relación con el ambiente aislada de la relación con las demás personas y con Dios. En este sentido, abordar la cuestión ecológica implica ahondar en el talante moral del ser humano y su evolución espiritual, indagando por el significado e implicación del desarrollo y la búsqueda de un buen vivir, según el querer de Dios.

Pregunta No. 2: ¿A qué retos y desafíos responde el tema de la Ecología Humana?

De lo anterior, se deriva el inmenso reto de comprender la vida humana dentro de la complejidad del universo creado y en correlación con la gravedad de la crisis ecológica. Todos los atentados en el ciclo de vida, desde la concepción hasta la tumba, interpelan la mirada desde la ecología integral. El aborto (LS 120), las falsas dialécticas antropológicas (LS 121), el relativismo práctico (LS 122), la explotación sexual, la trata de personas, el narco tráfico (LS 123), la perdida del valor del trabajo (LS 124), los ámbitos educativos como la familia, la escuela, los medios de comunicación (LS 213), la lucha frente al consumismo obsesivo (LS 203),la incidencia ciudadana frente a la corrupción (LS 179), el profetismo  y discernimiento frente  a los megaproyectos (LS 185) son algunos de los escenarios de dicho replanteamiento que se describe con la promoción de una ecología humana.

Pregunta No. 3: ¿Cómo se puede leer la Ecología Humana desde las líneas y criterios de la Nueva Evangelización?

En el Magisterio del Papa Francisco hay tres pilares que se articulan; La exhortación “Evangelli Gaudium”, la encíclica Laudato si´ y la convocatoria a la Asamblea Especial del Sínodo de la PanAmazonía.  Hay un énfasis en recuperar la alegría del Evangelio, con una actitud de alabanza hacia el creador y un reconocimiento a nuestra condición humana ligada a la territorialidad. No solo “somos tierra” (LS 2) sino que nuestra historia personal está ligada a los espacios geográficos (LS 84), el ambiente está ligado a nuestra identidad (LS 147).  La Nueva Evangelización no puede hacer caso omiso de la promoción humana y esto no se logra sin tener en cuenta los aportes de la Ecología Integral propuesta en Laudato si´. Es decir, la dimensión social de la Evangelización expresa una conversión ecológica, que “implica dejar brotar todas las consecuencias de su encuentro con Jesucristo en las relaciones con el mundo que los rodea. Vivir la vocación de ser protectores de la obra de Dios es parte esencial de una existencia virtuosa, no consiste en algo opcional ni en un aspecto secundario de la experiencia cristiana”. (LS 217)

Pregunta No. 4: ¿Qué acciones y testimonios puede evidenciar que se están realizando en enfoque de Nueva Evangelización desde el programa de Ecología Integral del CELAM u otros espacios que usted conoce?

El Movimiento Católico Mundial por el Clima ha propuesto el lema “Vive Laudato si´”. No se trata tan solo de leer o estudiar la Doctrina Social de la Iglesia en lo que concierne a la ecología, sino que se trata de asumir un estilo de vida en el que sean” inseparables la preocupación por la naturaleza, la justicia con los pobres, el compromiso con la sociedad y la paz interior” (LS 10). En este marco hay interesantes estudios entre la relación de Laudato si´ y los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ONU), muchos aportes para el tejido de redes territoriales como la REPAM en la Amazonía, la REMAM en Mesoamérica, la REBAC en el río Congo, la REICOSUR en el Acuífero Guaraní y los glaciares del cono sur. Incluso en Colombia se están dando pasos hacia la Red Eclesial de la Cuenca del Río Bogotá con el concurso de nueve diócesis. En ese escenario, la Arquidiócesis de Bogotá está implementando el proyecto “Comunidades Eclesiales que cuidan la vida de nuestra casa común”. Nótese que el concepto de base es el de Ecología Integral, pues no hay dos crisis separadas una social y otra ambiental (LS 139), y todo planteo ecológico implica un planteo social que debe integrar la justicia en las discusiones sobre el ambiente, para escuchar tanto el clamor de la tierra como el clamor de los pobres. (LS 49)

Entonces lo que se está promoviendo es una conversión de la cultura del descarte a la cultura del cuidado. El descarte reflejado en un mundo que parece un basurero, un inmenso depósito de porquería y en el que tratamos a los seres humanos como “desechables”. Al hablar de “cultura” nos referimos a las relaciones consigo mismo, con los demás seres humanos (especialmente los más pobres y vulnerables), con el resto de la obra creada y con Dios Creador. Eso explica que existan redes contra la trata de personas, para atender los migrantes, para cuidar a la niñez con cero violencias y cien por ciento de ternura, que pretenden proteger la vida de la familia de Dios dentro de la casa común. Lo ecológico ya no es algo verde y externo, sino multicolor e interno, pues busca dar gloria a Dios cuidando la vida de cada uno de los seres de su creación.

Pregunta No. 5: ¿Qué invitación puede hacer para que se animen a realizar acciones pastorales y evangelizadoras desde la Ecología Humana?

No hay porqué tenerle miedo a la Ecología Integral. Es importante enmarcar la ecología humana dentro de esa mirada integral e integradora: “Hoy el análisis de los problemas ambientales es inseparable del análisis de los contextos humanos, familiares, laborales, urbanos, y de la relación de cada persona consigo misma, que genera un determinado modo de relacionarse con los demás y con el ambiente. Hay una interacción entre los ecosistemas y entre los diversos mundos de referencia social, y así se muestra una vez más que «el todo es superior a la parte» (LS 141). Por todo lo anteriormente dicho, la animación ecológica de la Evangelización implica una capacidad holística de comprender la realidad. Las especializaciones que fragmentan nuestro pensamiento y acción eclesial, están debilitando nuestro potencial transformador como Iglesia. Recientemente el Cardenal Turkson, presidente de nuevo Dicasterio Vaticano al Servicio del Desarrollo Humano Integral, hablaba que la ecología integral implicaba dialogo y que el Papa Francisco había “integrado” los aportes históricos de San Pablo VI, San Juan Pablo II y el Papa Benedicto XVI para proponer esa perspectiva amplia sobre lo que acontece en nuestra casa común. Este es el tiempo de las sinergias y alianzas, es el momento de la pastoral de conjunto, del dialogo interdisciplinario, del trabajo interinstitucional, interreligioso e intercultural. No perdemos la referencia a los Derechos Humanos, pero sabemos que ninguna persona puede realizarse plenamente si no cuida responsablemente de la hermana agua y de los bosques, si no valora la vida de los animales y se preocupa por preservar los ciclos vitales de cada territorio. Como el Papa Francisco exhortó a los Movimientos Populares reunidos en Bolivia “Digamos juntos desde el corazón: Ninguna familia sin vivienda, ningún campesino sin tierra, ningún trabajador sin derechos, ninguna persona sin la dignidad que da el trabajo.” Que la alegría del Evangelio nos mueva a anunciar que Cristo Vive y que por eso crezcamos en conciencia que, en cada abrazo al pobre, al enfermo, al descartado, estamos abrazando la mismísima carne de Cristo. Así, abrazar al prójimo, abrazar al árbol, abrazar la propia historia con misericordia, se convierte en signo de esa presencia renovadora del Amor de los Amores. El rostro de ese Dios Comunidad Preciosa de Amor Infinito, está magistralmente resumido en la Oración Cristiana con la creación, que cierra la encíclica Laudato si´.

Desde esa lógica ecológica (sentido de hogar), promovamos ecoparroquias, colegios sostenibles, universidades sustentables, conventos ecológicos, promovamos ecobarrios y hogares ecológicos, donde se reduzca la huella de carbono, se “desplastifiquen” los eventos, se reduzca el consumo, se reúse y recicle, se reflexione en red.  La ecología integral que enmarca a la ecología humana, nos orientará para que nuestra gestión ambiental no sea un ejercicio meramente técnico, sino que esté impregnado de una espiritualidad de comunión que incluye la lucha por la justicia, la paz y el cuidado de todo lo creado. De este modo podemos “laudatosificar” la sociedad, es decir, condimentar con Laudato si´ cada una de nuestras relaciones cotidianas. Nuestra vida será un altar para alabar a Dios como discípulos misioneros custodios de la casa común, tal como titulan  los obispos del CELAM su carta pastoral sobre ecología integral (http://iglesiasymineria.org/wp-content/uploads/2018/03/CARTA-PASTORAL-CELAM-2018.pdf)

Un ejemplo muy claro y concreto es lo que la Iglesia Católica está planteando en la región amazónica. El Sínodo de los obispos que culminará en octubre con una Asamblea Especial en Roma, van guiando una caminar que no disocia lo social de lo ambiental. Lo que allí sucede, como también en los otros bosques tropicales del cinturón verde de la línea ecuatorial en África y Asia, es un espejo que interpela nuestro modo de vida, tan consumista y depredador. Tal modelo de desarrollo perjudica a los más pobres, frágiles y vulnerables. Si logramos conectar nuestros comportamientos cotidianos con los impactos ambientales que ocasionamos en lugares remotos, seguro podremos renovar la faz de la tierra y nuestros corazones por la acción del Espíritu Santo. Esa bolsa de plástico o botella que va a llegar al mar, o esa chocolatina que utiliza el aceite de palma que deforestó la selva, o esa ropa de marca que lleva el logo del trabajo esclavo de niños y mujeres, son algunos signos que nos interpelan, nos mueven a la conversión ecológica, y nos acercan a la experiencia íntima y personal con Jesucristo pues “No se comienza a ser cristiano por una decisión ética o una gran idea, sino por el encuentro con un acontecimiento, con una Persona, que da un nuevo horizonte a la vida y, con ello, una orientación decisiva” (Benedicto XVI en Deus Caritas Est, N° 1). La ecología nos ayuda a reconocer nuevos lugares teológicos para ese encuentro con el Dios de la Vida. El aporte de una pastoral ecológica o de la animación ecológica de la Evangelización, es contribuir a entrar en comunión con el Misterio del Dios Todoamoroso. No es repetir acciones ambientalistas de ONG o el Estado, sino crecer en el cuidado de lo creación como una caricia, un don, una tarea que Dios mismo nos comunica en su inmensa bondad.

Ciclo de Conferencias-Taller con el Padre Fidel Oñoro Consuegra, eudista

El Centro Fuego Nuevo de UNIMINUTO, Calle 80, realizó el jueves, 21 de febrero de 2019, la Conferencia “El secreto de Pablo, para transformar el imperio”, con más de 135 participantes, tanto de UNIMINUTO como de las comunidades impactadas a su alrededor.

Desde las líneas y criterios de la Nueva Evangelización, se propuso una lectura de la Sagrada Escritura, creativa e innovadora, que respondiera a los retos y desafíos que la Iglesia experimenta en su tarea de evangelizar ante el mundo contemporáneo. De la misma forma, se pudiera identificar el método de evangelización y predicación que utilizó Pablo cuando se dirigió a los Gentiles de su época, los ateos y los no creyentes de la actualidad y que se convierten en interlocutores de la Nueva Evangelización.

A través del método de la “Lectio Divina”, lectura divina o lectura orante de la Biblia, el Padre Fidel Oñoro condujo a los participantes a una profundización del texto de San Pablo a los Romanos 1,1-7, por medio de los cuatro pasos desarrollados: lectura, meditación, oración y contemplación.

La siguiente acción, en línea de Nueva Evangelización, se realiza a partir de la convicción que tiene el Centro Fuego Nuevo al entender que la Biblia debe ser la fuente de toda Evangelización y que, desde su estudio y conocimiento, se experimenta el encuentro personal con Jesucristo y se recibe la fuerza del Espíritu Santo que es el motor imprescindible de la Nueva Evangelización.  Igualmente, permite hacer una lectura en línea retrospectiva de la realidad e inspira acciones esperanzadoras, tanto personales como comunitarias, que responden asertivamente a los confrontantes problemas de la sociedad actual.

“Los Agentes de la Nueva Evangelización deben ser todos los miembros de la Iglesia, pero deben ser ante todo discípulos, esto es, hombres convertidos, para poder ser ardorosos misioneros; estos agentes deben tener una experiencia vida de Cristo con la fuerza del Espíritu Santo sin la cual no hay testimonio, pues hacer la Nueva Evangelización no depende tanto de grandes programas y estructuras sino de hombres y mujeres nuevos”. (Triana P. Carlos. Eudista. Prefacio “Nuevos evangelizadores para la Nueva Evangelización” en la Biblia de la Nueva Evangelización, 2012.).

Desde esta convicción el Centro Fuego Nuevo inicia un ciclo de conferencias, ¡totalmente gratis, previa inscripción!, con las que busca invitar a todos los interesados para que participen en una lectura de la Biblia desde los criterios de la Nueva Evangelización en las siguientes fechas programadas (4 de abril, 23 de mayo y 13 de junio).

Redactado por: Juan de Jesús Bedoya Betancur

Profesional Investigador – Observatorio del Centro Fuego Nuevo

El Centro Fuego Nuevo presente en diferentes escenarios evangelizadores

El Centro Fuego Nuevo sirve a la Iglesia y a la sociedad diseñando metodologías innovadoras y pertinentes, identificando experiencias significativas y construyendo ámbitos de aprendizaje en Nueva Evangelización. Es entonces en este marco que durante el mes de febrero de 2019 y como respuesta ante los desafíos de las nuevas culturas, simbologías y lenguajes, que el Centro ha venido construyendo alianzas y haciendo presencia en escenarios evangelizadores del país.

 Fruto de lo anterior, el Centro dio inicio el pasado 18 de febrero a la emisión semanal del PROGRAMA RADIAL FUEGO NUEVO, transmitido los días lunes, martes y miércoles en la franja de 2:00 a 3:00 p.m. a través de la Emisora Minuto de Dios 107.9 FM. Con ello, el Centro estrecha lazos de cooperación con la Corporación Centro Carismático Minuto de Dios a favor del crecimiento humano de las comunidades y agentes de Nueva Evangelización apoyándose en los medios de comunicación social.

De esta manera, el programa semanal “Fuego Nuevo” liderado por el Centro del mismo nombre, contribuye a la promoción del Evangelio, la capacitación de agentes a la luz de la fe católica y la Nueva Evangelización, hace referencia a nuevas ideas y formas de trabajar que, en el ámbito de la Iglesia, se encuentran orientadas a la resolución de los problemas más apremiantes y la satisfacción de las necesidades de las personas y comunidades.

De igual manera y como parte de su quehacer, el Centro Fuego Nuevo inició el pasado 20 de febrero el CURSO denominado SERVIDOR CON CORAZÓN DE MISERICORDIA en articulación con la Escuela de Evangelización del Minuto de Dios, sede norte. Dicho curso permite a los participantes experimentar la renovación de su fe desde la transformación de un corazón misericordioso al estilo de la Nueva Evangelización.

Este curso de 16 horas desarrollado los días miércoles en la franja horaria de 9:00 a 11:00 a.m., será el primero de muchos otros que hacen parte de la alianza establecida a partir de este año 2019 con la Escuela de Evangelización del Minuto de Dios, sede norte, a fin de aportar a la optimización de los servicios de la misma y hacer visible el componente académico del Centro.

Continuando con la presencia en escenarios evangelizadores y la implementación de nuevas metodologías por parte del Centro, el pasado 21 de febrero en las horas de la tarde con una asistencia aproximada de 120 personas, el Centro Fuego Nuevo dio inicio al CICLO DE CONFERENCIAS-TALLER titulado EL SECRETO DE PABLO PARA TRANSFORMAR EL IMPERIO bajo la orientación del Padre Fidel Oñoro Consuegra como conferencista.  Con esta iniciativa el Centro Invita a la comunidad interna y externa de UNIMINUTO a identificar  el  método  utilizado  por  Pablo  para  Evangelizar a no creyentes, desafío ante el cual nos encontramos enfrentados en la actualidad.

El ciclo de conferencias organizado por Fuego Nuevo, será realizado mensualmente desde ahora y hasta el mes de junio próximo en las instalaciones de UNIMINUTO calle 80, en la franja horaria de 6:00 a 8:00 p.m. los días 21 de marzo, 4 de abril, 23 de mayo y 13 de junio. Contarán con la presencia del Padre Fidel Oñoro quien apoya al Centro con estas conferencias-taller para la identificación de retos y desafíos de la Nueva Evangelización frente a la Biblia y su contextualización con el mundo actual.

El ciclo de conferencias organizado por Fuego Nuevo, será realizado mensualmente desde ahora y hasta el mes de junio próximo en las instalaciones de UNIMINUTO calle 80, en la franja horaria de 6:00 a 8:00 p.m. los días 21 de marzo, 4 de abril, 23 de mayo y 13 de junio. Contarán con la presencia del Padre Fidel Oñoro quien apoya al Centro con estas conferencias-taller para la identificación de retos y desafíos de la Nueva Evangelización frente a la Biblia y su contextualización con el mundo actual.

Siguiendo con la construcción de alianzas y gestión del Centro, Fuego Nuevo, éste estuvo presente y a cargo de la JORNADA DE REINDUCCIÓN PARA COLABORADORES DOCENTES Y ADMINISTRATIVOS DE LA RECTORÍA CUNDINAMARCA, SEDE SOACHA el pasado 22 de febrero.  Con ello se busca propiciar espacios   de    reflexión   del   ser   y el   quehacer   de   UNIMINUTO, formar   a    los     profesores,   colaboradores,   administrativos     y académicos de la institución en el Evangelio, la Doctrina Social de la Iglesia, la Espiritualidad Eudista y el Carisma de la Obra Minuto de Dios, a fin de generar sentido de pertenencia e identidad. A la jornada asistieron cerca de 90 colaboradores.

Sumado a lo anterior y para finalizar el mes, el Centro Fuego Nuevo estuvo los días 22 y 23 en la ciudad de Villavicencio realizando el TERCER ENCUENTRO DE FORMACIÓN CON AGENTES DE PASTORAL DEL SURORIENTE COLOMBIANO con enfoque étnico en el marco del convenio establecido con la Conferencia Episcopal de Colombia. Con ello el Centro busca responder a la invitación de trabajar por una Iglesia en salida con comunidades indígenas y pueblos originarios implementado experticias evangelizadoras, construyendo alianzas y evidenciando su quehacer académico e investigativo.

Este tercer encuentro da por concluida una primera etapa del curso titulado “transformación cultural y ciudadanías pastorales para etnias del suroriente colombiano”, en el que participaron 34 agentes de pastoral de la región, entre los cuales figuraban 2 representantes de la comunidad Sikuani y 1 delegado del pueblo indígena Tucano.

 

¡Con el Centro Fuego Nuevo… Seguimos Creciendo!!

 

 Por: Sylvia Maria Valenzuela

Coordinadora Académica

El secreto de Pablo para transformar el imperio. Padre Fidel Oñoro

El Centro Nuevo Fuego realizó el día 21 de Febrero en las instalaciones de UNIMINUTO Sede Bogotá Calle 80, la primera parte de la conferencia “El secreto de Pablo para transformar el imperio”, dirigida por el Padre Fidel Oñoro, y la cual está dividida en 4 sesiones.

       

El Padre Fidel identificó varios retos y desafíos de la Nueva Evangelización en la relación a la Biblia y su contextualización con el mundo actual. La segunda parte se llevará acabo el día 21 de Marzo, en la cual podrán asistir administrativos, docentes, estudiantes e invitados externos, los cuales se inscriban por medio del correo: centro.evangelización@uniminuto.edu, o se acerquen a las oficinas del mismo ubicadas en la dirección Diagnonal 81D # 72C – 20.

Invitación al Taller-Conferencia: ”El secreto de Pablo para transformar el imperio”

¿Quieres identificar el método que utilizó Pablo para evangelizar a los NO CREYENTES? El Centro Fuego Nuevo lo(a) invita para que participe en la conferencia “El secreto de Pablo para transformar el imperio”. ¡Porque la respuesta ante el reto y desafío que tiene la Iglesia para realizar su tarea de evangelización ante el mundo contemporáneo está en sus manos!

¿Cómo transformar la realidad evangelizadora de la Iglesia desde las innovaciones pastorales?

A fin de dar respuesta a este interrogante, el Centro Fuego Nuevo viene trabajando con el apoyo de UVD desde el pasado 2018, en el diseño y creación de un programa nuevo en la modalidad pos gradual virtual, y que ha sido denominado “MAESTRÍA EN INNOVACIONES PASTORALES” bajo la mirada transformadora de una pastoral que se constituye en herramienta para superar los modelos pastorales cognitivos y desarticulados de la realidad, que no permiten el crecimiento de las personas y de las comunidades de manera integral, sino que, acortan el proyecto de Dios en conocimientos particulares y prácticas individuales que tranquilizan a quienes las realizan, pero no necesariamente coinciden con los derroteros del Evangelio, lo que significa uno de los mayores desafíos para la Iglesia en la actualidad. De allí que con la maestría se pretenda brindar la posibilidad de pensar en la trascendencia de las acciones en lo educativo y lo social como contribución al bienestar del ser humano.

Para el Centro Fuego Nuevo, concebir una maestría en Innovaciones Pastorales, ha implicado pensar pertinentemente las necesidades pastorales de la Iglesia hoy, responder a un mundo globalizado y cargado de tecnologías sin dejar de ser fiel al proyecto evangelizador de Jesús para ofrecer a la luz del Evangelio, alternativas de transformación y construcción de una sociedad más justa, equitativa y participativa.

Vale la pena mencionar que este nuevo programa apoyará y fortalecerá el diálogo académico entre las distintas instancias de UNIMINUTO, el equipo vinculado al Centro y la comunidad externa, sustentado en los principios de Pertinencia social, Trabajo en red, sostenibilidad e Innovación. Adicionalmente como propuesta académica de formación pos gradual, contribuirá a la formación y cualificación de los profesionales, para responder a las necesidades locales, nacionales y regionales, apostándole al desarrollo de la investigación con un trabajo juicioso de profundización y estudios de caso, relacionados con la solución de las problemáticas en el contexto pastoral, social y cultural actual.

De manera puntual, este programa de MAESTRÍA EN INNOVACIONES PASTORALES, plantea el conocimiento en torno a dilemas y núcleos problémicos, favoreciendo el saber inter y trans disciplinario, el trabajo colaborativo y la investigación social. Propicia en nuestra sociedad espacios de diálogo, reconciliación y reconstrucción del tejido social que, a la luz del actuar de Jesús, ofrecen un lugar común para las diversas lecturas, mediadas por el ejercicio académico de la interpretación.

Finalmente señalar que el Centro Fuego Nuevo ha organizado esta novedosa propuesta educativa con un carácter innovador y único en el país al ser el primero de su tipo en el área de formación y el segundo en Latinoamérica, lo cual le brinda a la propuesta de Maestría en innovaciones pastorales modalidad virtual, un sello distintivo y rango de servicio bastante grande compuesto por 40 créditos.

Por:  Sylvia Valenzuela

Coordinadora Académica del Centro Fuego Nuevo

Formación a Agentes de Pastoral que acompañan a los pueblos étnicos del Suroriente colombiano

El Centro Fuego Nuevo de UNIMINUTO en convenio con la Conferencia Episcopal de Colombia está realizando la “CAPACITACIÓN Y ACOMPAÑAMIENTO A AGENTES DE PASTORAL con el fin de fortalecer LAS PASTORALES SOCIALES JURISDICCIONALES EN EL TRABAJO CON LOS PUEBLOS ÉTNICOS EN LA REGIONAL SURORIENTE COLOMBIANO”.

La formación se ha venido realizando en la ciudad de Villavicencio y se ha contado con la participación de 34 Agentes pertenecientes a la Pastoral Social del Suroriente Colombiano bajo la dirección de Luis Enrique Amado y su equipo de la Pastoral Social del Suroriente Colombiano.

La primera formación se realizó los días 22 y 23 de octubre de 2018 y se desarrolló a partir de los temas: contextualización sobre la identidad y los clamores de la realidad de las culturas indígenas; perfil del Agente de pastoral evangelizador y, las líneas y parámetros que conlleva la organización y estructura de una Pastoral de Etnias desde el pensamiento de la Iglesia Católica y su carácter misionero.

La segunda formación se realizó los días 21 y 22 de noviembre de 2018 y se abordaron los temas en relación con la dimensión profética de los agentes de pastoral de etnias en relación con la ecología; La tierra, como proyecto de vida; la experiencia de Dios en la vida de un pueblo (teología indígena) y palabra y territorio.

La metodología del Centro Fuego Nuevo es hermenéutica participativa, experiencial y aplicada a la realidad. Desde una perspectiva innovadora y creativa se ha venido despertando y desarrollando un trabajo de formación y competencias de los Agentes de pastoral en línea de la Nueva Evangelización que les proporciona herramientas conceptuales, metodológicas y pedagógicas para que en el trabajo conjunto con los pueblos étnicos, a partir de la realidad, contribuyan en el fortalecimiento de sus estructuras sociales y culturales.

Desde la invitación que ha hecho el Papa Francisco, el Centro Fuego Nuevo se ha propuesto realizar acciones “en salida” y se ha decidido direccionar la evangelización hacia los Pueblos Indígenas desde comprensión de “una evangelización nueva en su ardor, en sus métodos y en sus expresiones”, en el reconocimiento de su valor ancestral y cultural, su tradición, pasado histórico y su forma de relacionarse con el mundo desde la Ley de Origen, la Lengua, el Territorio y la Identidad.

Los resultados esperados de la siguiente formación propuesta esperan que los participantes salgan con la capacidad de formular planes de trabajo para replicar y acompañar a las comunidades incluyendo el enfoque étnico; conformen equipos de trabajo y generan acciones para acompañar a las comunidades étnicas; formulen rutas de incidencia incluyendo el enfoque étnico y, sensibilizados con el tema de la REPAM, generen estrategias de acompañamiento y difusión del cuidado de la casa común con las comunidades.

 

 

Por: Juan Bedoya

Investigador del Observatorio del Centro Fuego Nuevo

BIBLIA Y PRAXEOLOGÍA – EL CEFNEC EN BUCARAMANGA

Con el tema “La Biblia tan fascinante como la vida misma”. Biblia y praxeología. El Centro de Formación para la Nueva Evangelización y Catequesis, CEFNEC, fue invitado el pasado 10 de septiembre del año en curso por UNIMINUTO, Sede de Bucaramanga, para desarrollar un plan de formación para sus directivos, funcionarios y docentes.

Desde la metodología andragógica que evita el centralismo y la jerarquía del saber, se suscitó la participación y reflexión de los asistentes en los diferentes ejercicios planteados, para conocer las posibles maneras de abordar el texto bíblico desde el desarrollo científico, los retos y desafíos de la sociedad en la actualidad y así poder favorecer el diálogo alrededor del impacto que la Misión Institucional suscita en el proyecto de vida de los integrantes de la comunidad académica de UNIMINUTO.

El encuentro se caracterizó por la fraternidad de los participantes, la profundidad de sus aportes y conocimientos, el liderazgo del equipo organizador, la asistencia y apertura de sus directivos e igualmente por la alegría, colaboración y empeño de todos los asistentes que estuvieron presentes en la jornada que se inició a las 8:00 am. y se concluyó a las 4:30 pm.

Al atardecer, desde las 6:30 hasta las 9:00 pm, la reflexión tuvo como interlocutores a los agentes de pastoral, docentes y estudiantes, para encontrar, a la luz de la Palabra de Dios, caminos de Nueva Evangelización y transformación social desde el enfoque praxeológico y los lineamientos de UNIMINUTO.

Boletín No. 39 “Realidades Juveniles”

Te invitamos a ver nuestro Boletín No. 39 “Realidades Juveniles“. Clic en la imagen para ver boletín.